“Tiene que haber otra manera de vivir”

En Mayo del 2009 caí de rodillas en mi departamento en España después de haber estado fácilmente tres meses seguidos de fiesta. Mis fiestas no eran cualquier fiesta, yo era de las que empezaba a tomar – ya sabes “el pre-copeo” – y ya llegaba al antro borracha.

Mi lucha con la Bulimia y la adicción a la comida fue tan grande que por un tiempo olvidé mi lucha con el alcohol. Guapa yo era una súper Rockstar.

Una vez que descubrí el alcohol a los 17 años no lo volví a dejar. Recuerdo la primera vez que me tomé un shot de tequila sentí como si todos mis sentidos cobraran vida. El alcohol me daba una sensación de poder, de control, de liberación de mi mente y de mi vida que siempre se sintió vacía.

El alcohol muy rápido se convirtió en mi caballero de la noche.

More...

Recuerdo que toda mi vida de apoco empezó a girar en torno a las fiestas, al alcohol y a los antros. Empecé tomando los fines de semana y muy rápido a los 18 años ya tomaba hasta en los aviones y en los coches cuando salía de viaje.

La escuela no me importaba, iba solamente a socializar. Pertenecía por supuesto al grupo de amigos más popular pero también al más adicto de la escuela.

Mis borracheras eran sin duda de Oso y eran progresivas. No me acordaba casi nunca lo que hacía, decía mentiras, era súper coqueta con otros chicos en al antro, aún cuando iba con novio, me encantaba sentir que podía tener a quien yo quisiera, gastaba todo mi dinero en alcohol y cuando no había gente que pudiera salir conmigo yo me ofrecía picharle la peda a todo mundo con tal de tener compañía.

Me enfermé de “Alcoholismo” y a los 18 años mis papás me dijeron:

 “O te internas Coral en una clínica o te vas a la calle”.

Escogí la clínica. Estuve internada más de un mes. Me diagnosticaron como alcohólica y dijeron que mi cerebro estaba deteriorado un 5%.

Yo no estaba lista para cambiar.

Aguanté un año sobria y recaí. Me fui a vivir a España para poder tomar a gusto sin que nadie me molestara. Hubo momentos donde juré que me moriría alcohólica, no podía y no quería dejar esa sustancia que me ayudaba en tantos aspectos de mi vida.

Mis crudas no eran normales. A mis amigas les decía “Me duele al alma”.

Y literal me dolía el alma. Estaba deprimida, sola, fueron momentos de mucha oscuridad.

En Mayo del 2009 en España caí de rodillas después de tres meses seguidos de tomar sin medida y al final hice una oración.

“Tiene que haber otra manera de vivir”

En el video de esta semana comparto contigo cómo dejar el alcohol, alcanzar la sobriedad y cambiar tu Vida.

Si estás luchando con el alcohol guapa NO estás sola.

En el video de hoy aprenderás las 3 herramientas que yo utilicé para sacarme de ese abismo.

Son tres pasos muy sencillo pero que tomados con conciencia y compromiso cambiarán tu vida de una manera radical.

No hay nada de lo que no te puedas curar, incluso el alcohol.

Me tardé mucho tiempo en estar lista para “derrotarme”. Es muy importante entender que el paso número uno para dejar cualquier adicción – en este caso el alcohol – es verdaderamente, de corazón quererlo dejar.

El famoso “tocar fondo”. Yo a pesar de haber estado en clínicas de rehabilitación y en AA recaí muchas veces hasta que mi alma estuvo lista para tomar responsabilidad de mi vida y cambiar.

Es cuando llegas a ese punto de “Haré lo que tenga que hacer para recuperarme”.

No importa cuanto tiempo lleves en la fiesta. Si sabes que el alcohol es un problema en tu vida a lo mejor eres como yo. Somos alérgicas a él. Esto no significa que hay algo mal contigo es solamente que a nuestro cuerpo no le va bien el alcohol.

¿Cómo sabes si no te va bien el alcohol?

  • Tienes lagunas mentales
  • Haces cosas que la verdad no harías sobria
  • Constantemente te metes en problemas con tus amigos/papás/pareja por tu manera de tomar
  • Eres coqueta (pero ya no sano)
  • Gastas demasiado dinero
  • Tomas cuando te sientes mal
  • Dices que nos vas a tomar ese fin pero “No puedes evitarlo” y acabas tomando.
  • Si no hay alcohol en un lugar entonces no te diviertes
  • En tu corazón sabes que el alcohol no te va bien pero te da miedo aceptarlo.

La alergia al alcohol es como cualquier alergia. Me doy cuenta que mucha gente no acepta esta alergia porque el hecho de sentirse “alcohólicas” es un turn off y una posición de no poder.

Hoy te ofrezco una perspectiva diferente.

Ve la alergia al alcohol de la misma manera que una persona tiene alergia a los camarones. No hay nada de malo solo es una sustancia que no te va bien y punto. Tu cuerpo reacciona diferente y por eso NO ERES CULPABLE.

Pero sí eres responsable una vez que sabes que no te va bien, clean up your act y corregir tu vida.

Herramientas para apoyarte hay MUCHAS como mi membresía “Love Circle”.

Chécala aquí.

También puedes con curiosidad ir a un grupo de AA (a mi me encanta el programa de los 12 pasos), la meditación, oración y Yoga son también herramientas que cuando practicadas con compromiso y consistencia te ayudarán a moverte de la adicción.

No significa nada mas que eso.

La gente que abusa del alcohol lo que realmente busca es una conexión espiritual.

Una vez que hayas tenido la oportunidad de ver le video dime en los comentarios qué es lo que más te cuesta trabajo en tu proceso de recuperación con una adicción.

Espero que este video y estas herramientas te sirvan en tu camino y te mantengas fuerte,

Contigo,

C

3 Comentarios

  1. ES PRECISAMENTE LO QUE A MI ME PASA CON LA COMIDA , YO COMO Y VOMITO PARA NO SER CONSCIENTE DE MI REALIDAD, PARA NO SENTIR PERO NO ENTIENDO COMO ES QUE PUEDO SEGUIR TOLERANDO ESTO, EL DOLOR ES GRANDE PERO CONTINUO Y ME PREGUNTO HASTA CUANDO??
    ME SIENTO ANIMADA A ASISTIR A LOS GRUPOS DE APOYO Y CUANDO ESTOY BORRACHA DE COMIDA NO SOY YO LO QUE MAS ME HA COSTADO ES MI CONEXIÓN CON MI PODER SUPERIOR Y QUE MUCHAS DE MIS RECAÍDAS SON POR FACTORES EXTERNOS Y MATERIALES
    GRACIAS MAESTRA

  2. Hola Coral,
    Es justo por lo que estoy pasando. Decidí que el lugar donde estaba por el alcohol es demasiado doloroso para seguir en él. Estoy llendo a AA y a terapia. Tome control y ahi voy. Gracias por el video. Es lindo saber que no estoy sola en este proceso y que una chica más joven como tu salio adelante. Eso da esperanza. Saludos!

Escribe Un Comentario

Escribe tu comentario
Por favor escribe tu nombre aquí